Blog Vinssa

Características y usos de la careta para soldar

November 20, 2018 Por: Staff Vinssa
Vinssa-careta-caracteristicas.jpg

Saludos, querido lector, qué bueno que regresas una vez más a este blog que VINSSA hace para compartir información sobre todos nuestros productos y servicios. En esta ocasión queremos presentarte uno de los productos que más uso y demanda tiene en el mercado, la careta para soldar, te hablaremos sobre sus características, beneficios y evolución a lo largo de los años, esperando que esta información sea para ti.

La soldadura ha sido uno de los procesos más utilizado por la industria durante el siglo XX, y gracias a la demanda de este proceso, se comenzaron a realizar una serie de protocolos de seguridad para salvaguardar la calidad de vida de los empleados, quienes se encuentran en constante contacto con altas temperaturas y chispas generadas por el mismo proceso de soldadura.

 

Historia de las Caretas para soldar

Una de las partes del cuerpo que más está expuesta a los peligros de esta profesión es sin lugar a dudas el rostro, en específico los ojos, es por eso que se creó la protección básica para los empleados de este sector, la careta para soldar, la cual debe abarcar el rostro completo, incluyendo las orejas y el cuello de quien la porta.

Esta protección ha tenido una larga evolución hasta los modelos que hoy en día conocemos; el mayor paso se dio en la década de los años 60, cuando se introdujeron por vez primera las caretas termoformadas e inyectadas, esto gracias al auge del plástico en aquella época, significando el parte aguas en la protección facial de los empleados de las acereras y de las maquilas que requieren de un proceso de soldadura.

Esta evolución en el diseño y en los materiales de dicha careta para soldar no se detuvo, se buscó que los materiales fueran más livianos y resistentes y que el personal no tuviera problema alguno para poder ver a la perfección todo lo que estaba sucediendo frente a él, el avance ha determinado que la mejor forma de protección es la que cubre toda la cabeza, y que más que una careta es un casco, solo que se le sigue conociendo por ese nombre en todos los sectores.

 

Consideraciones de estos equipos

Muchos de los soldadores, en específico los que trabajan en las tuberías y cañerías, prefieren las caretas comunes que están elaboradas con vidrio como protección para los ojos, el cual lleva una leve sombra o protección para evitar que la luz dañe la vista. Si bien estas máscaras aunque de bajo costo proporcionan una buena protección, tienen sus contras, los cuales son:

  • Merman la visibilidad y comodidad del usuario, ya que el sudor se condensa y empaña el visor, por lo que se tiene que retirar constantemente para evitar que esto pase y dañe tanto el resultado del trabajo como la salud y seguridad del operador.
  • El constante acomodo de la careta genera cansancio, dolor de cuello y una demora significativa en el proceso.
  • No es apta para lugares con poco movimiento o muy limitados, pues en estas circunstancias no es posible quitarse la careta, por lo que se puede provocar un accidente.
  •  No es apta para soldadores con poca experiencia, pues por la incomodidad de esta pieza pueden tener problemas al momento de manejar la pistola y la antorcha, o con la barra de electrodo, esto generaría un accidente o un mal resultado en la soldadura, provocando una pésima estética y una protección deficiente.

Por todos estos puntos señalados, la tecnología se ha empeñado en resolver los problemas de visibilidad y de comodidad de la careta para soldar, generando en el visor una protección de oscurecimiento automático, con controles para poder ajustar la sombra al tono de la preferencia del soldador.

Claro que estos modelos son los más sofisticados del mercado y cumplen con todas las normas de seguridad para operaciones de esta índole. El inicio de este tipo de careta fue en la década de 1980, cuando surgió y se introdujo por vez primera el cristal líquido LCD, cuya principal característica es la de ser fotosensible, es decir, cuando el material del cristal detecta un cambio drástico en la intensidad de la luz, este se oscurece o se aclara, por lo que el operador ya no tiene que estar acomodando constantemente la careta, reduciendo así el tiempo de trabajo y la comodidad del mismo trabajador.

 

¿Cómo funcionan las caretas?

Las caretas fotosensibles tienen un mando electrónico que sirve para modular su tonalidad, y junto con esto, la capacidad de protección para los ojos del usuario de la careta, cuando esta detecta la luz típica del arco de soldadura, se emite una carga eléctrica directa a los cristales LCD, los cuales están protegidos entre dos vidrios que en conjunto forman la ventana para la visualización, dichos vidrios son reorientados para provocar el oscurecimiento del visor y generar la protección que el operador necesita.

Cuando el arco deja de funcionar, el temporizador regresa a la luminosidad habitual la pantalla, por lo que la visión será siempre perfecta y completamente segura. Existen modelos de caretas que pueden funcionar mediante energía solar o baterías, ambas son sumamente eficientes y proporcionan entre 2000 a 3000 horas de uso.

 

Características de las caretas de soldadura fotosensibles

Las caretas que podemos encontrar en el mercado actual, nos ofrecen diseños bastante atractivos y cada vez más cómodos, su peso es cada vez menos, generalmente varía entre los 500 y los 600 gramos, esto es muy importante, ya que reduce el cansancio y el dolor de cuello y espalda de los soldadores, también se ha ampliado el rango de visión para poder detectar con mayor amplitud cualquier riesgo o peligro en la zona de trabajo.

 

¿Cómo seleccionar la mejor careta?

Además de comparar los precios, se debe tener especial cuidado en la calidad de los materiales, en la marca y en la garantía de uso de la misma, el tamaño de la ventana es un factor importante para determinar si la pieza es funcional o no, esta debe poder ajustarse a la perfección a cualquier tipo de cabeza y el arnés no debe lastimar o molestar en el proceso; es de especial importancia que este también cuente con una buena seguridad y no se afloje durante la operación.

La batería, el tiempo de uso y la variedad de protección y grado de seguridad que la careta ofrece es también un punto importante al momento de decidir qué modelo o marca se comprará.

En VINSSA contamos con los mejores modelos de careta para soldar en el mercado, tenemos las piezas más novedosas y de mayor calidad, te invitamos a conocer nuestro catálogo para que lo confirmes y adquieras con nosotros tu equipo de protección.